Ghana

Authored by: 

Organization: 

Afrotribune
Wireless Ghana: Triunfo sobre la distancia y el tiempo
Internet se ha convertido en una herramienta efectiva de comunicación en los diferentes niveles de la vida de los ghaneses desde que lo introdujeron al país, a finales de la década de 1990.

Ghana es considerado como uno de los países más estables en África Occidental desde que hizo la transición a una democracia de partidos múltiples en 1992, y figura constantemente entre los primeros lugares de los países del continente africano cuando se trata de libertad de expresión y libertad de prensa.

A pesar de que fue una de las primera naciones en África subsahariana que obtuvo acceso a internet, la tasa de penetración continúa siendo inquietantemente baja. Hasta diciembre 2017, solo aproximadamente diez millones de personas, o casi el 35 % de una población de alrededor 29,6 millones, utilizaron este servicio.

Aunque la tecnología es todavía “joven”, internet tuvo un impacto en la vida de los ghaneses, pues muchos intentaron desafiar la brecha digital y conectar lo no conectado en sus comunidades. Este informe explica uno de esos esfuerzos: Wireless Ghana.

Entorno normativo
El sector de las telecomunicaciones de Ghana fue uno de los primeros en quedar liberado y sin regulaciones en el continente, lo que permitió que universidades y comunidades desarrollaran sus propias redes. La privatización de Telecom Ghana en 1996 constituyó el catalizador para un crecimiento extraordinario en la competitividad del mercado en los sectores móvil, internet y línea fija. Estas modificaciones generaron resultados diversos. La penetración de teléfonos de línea fija incrementó dramáticamente (de 78 900 a 130 000 hasta diciembre de 1997), mientras que la cantidad de suscriptores móviles superó incluso el nivel más alto de suscriptores de línea fija.

En Ghana, la Autoridad Nacional de Comunicaciones (NCA) es el organismo gubernamental encargado de conceder licencias y autorizar el funcionamiento de sistemas y servicios de comunicación. Fue creada por ley de la Autoridad Nacional de Comunicaciones (ley 524).

NCA asigna, distribuye y regula el uso de las frecuencias y desarrolla estrategias para la industria de la comunicación en el país. También es responsable de gestionar el acceso al espectro radioeléctrico para la población civil. El espectro autorizado en Ghana incluye espectro “exclusivo” autorizado (televisión tradicional análoga, celular móvil) y espectro “compartido” autorizado (LTE/LTE A y bandas 2.3 GHz y 3.5 GHz), mientras que el espectro no autorizado incluye espectro “exclusivo no autorizado” (las altamente exitosas bandas de Wi-Fi de 2.4 GHz y 5.8 GHz) y el espectro “compartido no autorizado” (espacio en blanco de televisión que coexiste con la televisión autorizada).

En la actualidad, no existe ninguna ley ni política que rija las redes comunitarias. La mayoría utiliza frecuencias inalámbricas gratuitas de 2.4 GHz y 5 GHz.

Wireless Ghana
Uno de los capítulos más interesantes d el desarrollo de internet en el país ha sido la creación de Wireless Ghana, antes conocido como Red Inalámbrica de la Comunidad Akwapim. El nombre de la red cambió a Wireless Ghana luego de que los pioneros del proyecto decidieron expandirse a otras regiones del país. En la actualidad, Wireless Ghana brinda una amplia variedad de servicios profesionales en los campos de tecnología inalámbrica, soluciones de programas y asistencia técnica en diferentes comunidades del país.

Wireless Ghana es un proyecto sin ánimo de lucro implementado por Community-Based Libraries and Information Technology (CBLit), organización no gubernamental ubicada en una comunidad aislada en la región montañosa del este de este país rico en oro. Este distrito al norte de Akwapim está constituido por 17 ciudades y varios pueblos, y cuenta con una población total de aproximadamente dos millones de personas.

El proyecto Wireless Ghana se inició en 2005 en el Centro de Recursos Apirede (el primer centro de recursos comunitario de CBLit) en Akwapim, como respuesta a las solicitudes de conectividad a internet de la comunidad local, para ayudarlos a romper su aislamiento y también conectar a sus hijos con la revolución digital.

El proyecto y su centro de recursos se convirtió en un cambio real con respecto al acceso de información y un triunfo sobre la distancia y el tiempo. Derriba barreras con un clic y ayuda a escuelas, maestros, iglesias, agricultores y grupos de jóvenes en la comunidad a comunicarse con el resto del mundo.

Los miembros de la comunidad desarrollaron la red y la administran y mantienen con la ayuda de los voluntarios del programa de los Cuerpos de Paz de Estados Unidos. El comité de administración y el jefe y los ancianos de la comunidad supervisan el funcionamiento diario de la red a fin de ayudar a crear un entorno profesional y garantizar que los servicios sean de calidad y se entreguen a tiempo. También gestionan las cuentas y facturas de los proveedores del servicio de internet (ISP).

La red actualmente cuenta con más de 20 nódulos que se extienden en un área de 10 a 15 km, y brinda conectividad a la Universidad Tecnológica de Koforidua, escuelas secundarias, comercios y centros de actividades comunitarias a lo largo de las seis ciudades en la región montañosa.

Desde que se introdujo en la comunidad, hace 13 años, la iniciativa ha construido también bibliotecas digitales locales que se han convertido en ejes de acceso gratuito y público a la información y documentación para estudiantes y maestros. Además, están equipadas con computadoras con acceso a internet, lo que permite a los estudiantes navegar y realizar su investigación. Los voluntarios de Wireless Ghana también contribuyen a formar a los estudiantes sobre los conocimientos fundamentales del manejo de las computadoras, el uso de internet y cifrado.

En 2014, la iniciativa se entendió a otras regiones. Wireless Ghana ayudó a establecer una red inalámbrica en la Universidad de Cape Coast en la región occidental. El proyecto se denomina Proyecto Campus Wi-Fi, y ayuda a estudiantes y catedráticos compartir recursos e información entre ellos. Se creó otra red en
Sakumono, en el distrito metropolitano de Tema, distrito en la región Gran Acra de Ghana.

Wireless Ghana no es un proveedor de servicio de internet. La organización solo construye y mantiene la infraestructura para las comunidades. Las mismas comunidades son quienes administran los servicios de internet y contratan a los proveedor de servicio de internet normales. Existe fibra y terminales de apertura muy pequeña (VSAT) en las comunidades donde la red comunitaria opera.

Tecnología involucrada
De acuerdo con el director de tecnología, Wireless Ghana es una red entrelazada de arquitectura abierta que emplea equipo inalámbrico de bajo costo y programas de código abierto, y la mayoría de instalaciones son redes de punto único a punto múltiple con enrutadores construidos a partir de viejas computadoras y tarjetas inalámbricas nuevas.

La mayoría de los nódulos se construyó con unidades Optiplex marca Dell, tarjetas Wi-Fi D- Link DWL-G520 y enrutadores marca Cisco Meraki. No obstante, con el rápido crecimiento del proyecto, los fundadores cambiaron la tecnología para cubrir largas distancias, por lo que actualmente, adquieren la mayor aprte del equipo a proveedor estadounidense Ubiquiti,. Esto incluye la antena NanoStation NSM2 (2.4GHz), los dispositivos Bullet M2 y PicoStation M2. Los nódulos de la red de Akwapim están conectados al resto del internet a través de una conexión VSAT compartida de 128/32 kpbs.

Financiación y desafíos
La fase inicial del proyecto requirió la participación elemental de la comunidad, junto con los voluntarios ghaneses de los Cuerpos de Paz. La Red Inalámbria Comunitaria Champaign-Urbana (CUWin), los Servicios Educativos de Ghana, el Consejo del Distrito Norte de Akwapim, TakingITGlobal y la Asamblea Mundial de Estudiantes, entre otros socios, contribuyeron con fondos y habilidades y asistencia técnica. El monto inicial de financiación fue entre 10 000 y 15 000 dólares.

El costo de una instalación de un nódulo ordinario para individuos e instituciones en la comunidad es alrededor de 500 dólares. Esto cubre todo el equipo y los gastos de instalación necesarios para ensamblar una antena en la azotea, tender los cables en el interior, configurar un enrutador y conectar las computadores personales a este. El plazo de instalación de los nódulos es de dos semanas, según la disponibilidad del equipo que se debe importar.

Antes de la instalación de un nódulo, el equipo de Wireles Ghana redacta un contrato para los potenciales usuarios de nódulo que les permite obtener acceso a la red. El contrato inicial informa al usuario sobre el costo del equipo, el cronograma del proceso de instalación y el costo de los servicios de internet en la red.

Los voluntarios que trabajan para Wireless Ghana son los encargados de construir e instalar los nódulos. Luego de la instalación, los beneficiarios (comunidades o universidades) reciben capacitación sobre cómo utilizar y mantener a los nódulos. Normalmente, los voluntarios son los que imparten esta capacitación.

Los miembros de la comunidad que utilizan la red pagan mensualmente las tarifas a los voluntarios para facilitar el sostenimiento de la red, además de pagar las facturas del proveedor del servicio de internet por el acceso al servicio. Las dos universidades que se conectaron a Wireless Ghana gestionan por su cuenta el equipo y las cuentas de internet.

La interferencia en la frecuencia radial y la falta del suministro eléctrico en algunos pueblos son otras dificultades que ha encarado Wireless Ghana. Los dispositivos inalámbricos y los dispositivo no inalámbricos que ocupan el mismo espectro de frecuencia radial normalmente provocan interferencia en la red, y en ocasiones hay suspensiones del suministro eléctrico.

La red eléctrica en la región brinda cobertura solo al 60 % de los hogares. Es decir, alrededor del 40 % de las familias no tienen acceso a ningún medio de energía convencional. Incluso en las zonas donde la red nacional está presente, la calidad del servicio es un problema por los incesantes cortes de energía, que, a veces, se extienden por períodos considerables.

Para resolver el problema del suministro eléctrico, el equipo de Wireless Ghana a veces construye sistemas alternativos de generación de energía con baterías de auto recicladas y otros equipos que estén disponibles a nivel local. En un caso, por ejemplo, reconstruyeron un sistema de energía ininterrumpida dañado con baterías de automóviles. Fue algo innovador, pues el equipo tomó partes de computadoras averiadas y las transformó en un dispositivo que puede hacer funcionar un nódulo de red inalámbrica hasta por 24 horas durante un corte de energía.

No obstante, es importante mencionar que es difícil brindar acceso a internet o cualquier otro servicio de comunicación en zonas que no estén conectadas a la red de suministro eléctrico, y esto constituye un desafío importante para Wireless Ghana. Esta es una restricción significativa para el desarrollo y difusión de redes comunitarias en el área rural del país.



Gracias a Rising Voices y a Andrea González por la traducción.

Notes:
This report was originally published as part of a larger compilation: “Global Information Society Watch 2018: Community Networks”
Creative Commons Attribution 4.0 International (CC BY 4.0) - Some rights reserved.
ISBN 978-92-95113-05-3
APC Serial: APC-201810-CIPP-R-EN-P-295
ISBN 978-92-95113-06-0
APC Serial: APC-201810-CIPP-R-EN-DIGITAL-296

Country: 

Themes: