Costa Rica

Report Year:   
2011 - Internet rights and democratisation
Autor: 
Kemly Camacho
Organización: 
Sulá Batsú
AttachmentSize
Costa Rica661.81 KB

 

Las TIC ayudan a derrotar el proyecto de minería a cielo abierto


Introducción

El informe de Costa Rica para Monitor Mundial sobre la Sociedad de la Información 2011 se basa en un problema global: la explotación de los recursos naturales por empresas internacionales en los países más pobres del mundo. Hoy en día los recursos naturales son escasos y muy valiosos. Al mismo tiempo, a menudo se encuentran en regiones remotas, donde viven los grupos sociales más excluidos. Los recursos naturales han sido parte de la cultura y la vida cotidiana de las comunidades que viven en esas zonas geográficas.

 

Las poblaciones excluidas tienen menos oportunidades de educación, salud, empleo y otros servicios sociales. Como consecuencia, estos grupos tienen menos chances de acceder a la información y de expresar sus sentimientos y visiones. Sufren un vacío de información importante, que es en parte el resultado de la brecha digital.

 

Además, hay una desconexión entre las zonas rurales y urbanas. Las decisiones sobre la explotación de los recursos naturales por empresas internacionales se hacen en las zonas urbanas y se aplican en las zonas rurales sin consulta previa a las comunidades que allí viven y sin información para apoyar su ejecución o con respecto a las consecuencias sociales y económicas de la intervención en cuestión.


Los movimientos sociales contra la minería


Cutris de San Carlos se encuentra en la frontera norte de Costa Rica. Se trata de un área de selva tropical protegida y el hábitat de especies en peligro de extinción como los almendros amarillos, guacamayos verdes y manatíes. A pesar de esta restricción, en 2008 el gobierno anterior, encabezado por Oscar Arias, concedió una licencia a la compañía canadiense Infinito Gold para extraer un millón de toneladas de oro durante 10 años en más de 300 hectáreas de la región. La operación minera a cielo abierto – conocida como el proyecto minero Crucitas – habría resultado en un foso de 85 metros y provocado graves impactos ambientales.

 

Entre otras cosas, las operaciones mineras implicarían el uso de cianuro, una sustancia altamente tóxica que sería transportada por tierra y por mar, creando peligros no sólo para Costa Rica, sino para toda la región a lo largo de la ruta de transporte. La salud de las familias y los trabajadores estaría seriamente afectada por la mina. Estudios técnicos demostraron el peligro inevitable para los acuíferos.

 

Diferentes estudios especializados de instituciones como la Universidad de Costa Rica y otras organizaciones nacionales e internacionales ambientales como AIDA también demostraron los peligros ambientales, económicos y sociales planteados por el proyecto minero Crucitas. El gobierno de Arias, a pesar de haber promovido su programa “Paz con la naturaleza”, declaró que el proyecto era de interés público y de importancia nacional.

 

La empresa Infinito Gold siempre ha disputado los argumentos relacionados con las consecuencias ambientales de la operación minera. Por el contrario, dice que el proyecto generará empleo en una región donde las personas no tienen otras oportunidades y se comprometió a reforestar la zona devastada. La empresa nunca aceptó el peligro de las minas a cielo abierto.

 

Este caso es relevante porque a pesar de la declaración de utilidad pública, del apoyo oficial y de la importante inversión realizada por la empresa canadiense Infinito Gold para promover el proyecto, un movimiento de resistencia social a nivel nacional detuvo la operación minera Crucitas. Un tribunal administrativo no solo anuló la concesión otorgada a la empresa, sino que también la condenó a pagar por los daños ambientales ya provocados. Aún más, recomendó levantar cargos contra el ahora ex presidente Arias por declarar el proyecto de interés público a pesar de que hubiera tenido un impacto negativo sobre el medio ambiente y las personas. Posteriormente, el gobierno de Costa Rica declaró una moratoria sobre todas las minas a cielo abierto propuestas. Este fue un gran éxito para los movimientos populares en el país.

 

 

El papel de las TIC en las luchas ambientales


Las tecnologías de información y comunicaciones (TIC), en particular las redes sociales, los teléfonos móviles y el correo electrónico, han jugado un papel muy importante en este movimiento de resistencia social al facilitar la difusión de información a la ciudadanía, la movilización popular y la comunicación entre múltiples y diversos grupos sociales.

 

La historia de Cutris de San Carlos muestra cuatro elementos fundamentales que caracterizaron el papel de las TIC en el movimiento de resistencia social por el medio ambiente:

 

Nuevos medios de comunicación versus medios tradicionales

La empresa Infinito Gold hizo una inversión sustancial en una campaña para promover los beneficios de la explotación de oro en Crucitas. A tal fin usó la televisión, la radio y los periódicos. También creó un sitio web conectado a las redes sociales, pero no logró generar ahí una participación activa.

 

En contraste, los grupos sociales que luchan contra la mina en Crucitas no tenían los recursos suficientes para utilizar los medios de comunicación. En su lugar, utilizaron las redes sociales, las listas de correo electrónico y los teléfonos móviles para expresar su rechazo y movilizar la oposición pública. La penetración de internet en Costa Rica es de 43,7%, mientras que 34,28% de la población es usuaria de las redes sociales, en comparación con 95% de penetración de la televisión y 99% de la radio. A pesar de esto, la movilización social utilizando TIC comparativamente baratas tuvo una gran repercusión. Para julio de 2010, 70% de la población costarricense estaba bien informada sobre los riesgos potenciales de la minería a cielo abierto en Crucitas y se manifestaban en contra del proyecto.

 

Las personas desarrollaron y actualizaron constantemente la información compartida en estas redes, sin control ni restricción. Frecuentemente era más importante y eficaz que la información producida por los medios tradicionales. Llegó a ser tan influyente que los medios tradicionales de gran escala trataron de “infiltrar” las redes sociales para obtener información actualizada proporcionada por los movimientos sociales y distribuida a través de sus redes.

 

Enlaces en y fuera de línea 


Hay una relación recíproca entre las actividades en y fuera de línea. La resistencia social se basa en un ciclo permanente en donde las actividades digitales influyen las acciones locales y la acción ciudadana es objeto de seguimiento en línea. Las estrategias innovadoras y las soluciones, las decisiones colectivas y el análisis realizado en colaboración en los espacios digitales y utilizado en las acciones locales constituyen la fuerza de la resistencia social.

 

Un buen ejemplo fue la “Marcha por la vida” , de Crucitas a San José en julio y de San José a Crucitas en agosto (unos 200 kilómetros en cada sentido). El objetivo fue informar y protestar. La marcha fue concebida y popularizada por medio de Facebook, YouTube y correo electrónico. Se inició con sólo 45 personas, pero la participación aumentó durante el recorrido y debido a su difusión por internet. Al final se logró una cobertura nacional y fue seguida día a día en Facebook, creando una “marcha virtual” con muchas expresiones de apoyo en y fuera de línea.

 

Se publicaron gráficos, videos, fotos y documentos relevantes en los espacios digitales, algunos se imprimieron en camisetas y pegotines y se utilizaron como apoyo para debates en vivo y videoforos, entre otras acciones. Las actividades comunitarias también se popularizaron con videos, fotos y audio subidos a internet, creando una dinámica en y fuera de línea que fue crucial en la formación de un movimiento popular.

 

 

La reducción de la brecha urbano-rural


Un aspecto importante de las TIC es su capacidad para conectar las poblaciones rurales y urbanas, especialmente cuando se trata de protestas ambientales. En general, existe una importante brecha social entre zonas rurales y urbanas, incluyendo una amplia brecha digital. A pesar de esta división, la protección de los recursos ambientales vincula los intereses rurales y urbanos y las TIC fortalecen el intercambio de información entre organizaciones y personas de ambos lugares.

 

La organización defensora del medio ambiente Bloque Verde publicó ejemplos de la cultura urbana, como danza, música y graffitis que expresaban preocupación acerca de la explotación de los recursos naturales y las amenazas a la vida rural. Al mismo tiempo, las comunidades rurales expresaron sus puntos de vista con audio e imágenes digitales en la plataforma Fuera de Crucitas, un activo espacio digital creado por la comunidad de San Carlos. El resultado fue un intercambio continuo de conocimientos e información entre las personas con una causa común en las zonas rurales y urbanas.

 

 

Muchas voces para la transparencia de la información

 

Otra función clave de las TIC en la resistencia social de Crucitas fue brindar a la población de Costa Rica información diversa de diferentes actores con múltiples opiniones: estudios académicos, manifiestos de la sociedad civil, debates políticos de la Asamblea Legislativa, acuerdos internacionales firmados por el país, la posición de la empresa Infinito, así como la opinión de la comunidad rural.

Esto incluyó los blogs como Ni una sola mina, que garantizó transparencia informativa y diversidad para la toma de decisión de la ciudadanía. Las organizaciones ambientalistas y el sector cultural también jugaron un papel de “infomediación”, traduciendo la documentación disponible en diferentes idiomas y eligiendo los medios adecuados para mejorar la comunicación entre actores sociales y regiones.

 

El efecto transmisor de las TIC también favoreció la divulgación internacional. Diversos medios de comunicación internacionales siguieron todo el proceso (albatv.org, laprensa.com, elnuevodiario.com), observatorios (conflictosmineros.net) y organizaciones ecologistas (humboldt.org.ni), principalmente en América Latina.

 

Este papel fue crucial para demostrar la importancia del intercambio de información respecto de facilitar a la ciudadanía la toma de decisiones informadas.


Conclusiones

  • El uso de las redes sociales en sí mismo no define un movimiento social como incluyente y democrático, ni garantiza resultados exitosos.

  • Los medios tradicionales están perdiendo su poder para conectar con el público.

  • Las TIC promueven nuevos procesos de comunicación e información que pueden estimular nuevas formas de organización y de producción de conocimiento. La parte esencial es el espíritu y el poder de organización sin organizaciones [Clay Shirky Here Comes Everybody: The Power of Organizing Without Organizations (Nueva York: The Penguin Press, 2008).].

  • Muchas voces diferentes, múltiples fuentes de conocimiento e información diversa son condiciones básicas para un público informado, un nuevo interés en la participación política y toma de decisiones comunitarias bien fundamentadas. Las TIC juegan un papel clave para facilitar estas condiciones.

  • La resistencia social se basa en una combinación de espacios en línea y fuera de ella, la interacción entre diferentes áreas geográficas e intercambio a través de los diferentes actores sociales con diferentes idiomas. Infomediación e infomediadores son clave para facilitar la comunicación en las diversas comunidades.

Medidas de acción


  • Crear espacios abiertos con las TIC adecuadas para conectar con los movimientos populares de una manera significativa.

  • Dar prioridad a las funciones de infomediación para conectar múltiples fuentes de conocimiento.

  • Tener presentes los espacios fuera de línea – no sucede todo en el espacio digital.

  • Desarrollar la capacidad de las personas para utilizar las TIC.

  • Dar prioridad a los registros de audio, video e imágenes digitales para tener un impacto público significativo.

  • Seguir los sentimientos colectivos y no centralizar los procesos – tener la mente abierta a cualquier opinión e información.

Share this